Archivados bajo la etiqueta: industria

Construcción Automatizada

SAM (Semi-Automated Mason) es un robot constructor que coloca ladrillos tres veces más rápido que los humanos, asumiendo las tareas más repetitivas: mientras SAM coloca el ladrillo, un empleado perfecciona el trabajo. Esto ayuda a reducir un 50% de los costes.
La constructora Brawdy, utilizó a SAM recientemente, colocaba un ladrillo cada nueve segundos, mientras que los humanos lo hacían en 30, logrando optimizar así tiempos y costes.